jueves, 27 de septiembre de 2007

PLANES CRUZADOS CAPITULO 11

Los ojos de Mariano tardaron en adaptarse a la luz nuevamente. Con dificultad, poco a poco, fue recorriendo con la mirada la habitación, si bien había partes que permanecían a oscuras porque no llegaba la luz, pudo comprobar que era pequeña y no había nada más allí que la cama en la que él estaba y una mesa pegada a ella. Sobre la cama, a su lado, había un plato con comida, y en la mesa un vaso con agua.El olor del arroz con pollo le hizo ruido en las tripas, no pudo pensar en nada más, ni en si esa comida podía representar un peligro para él. Se la devoró y tomo toda el agua para saciarse aún más.Después, intentó zafarse de las otras ataduras. La otra mano estaba esposada y los pies encadenados. Ambos elementos con los que estaba prisionero parecían nuevos. Los pies estaban sujetos de manera que podía moverse, pero no salirse de la cama.La cama era de hierro y estaba bien pintada, las sábanas estaban limpias, olían bien, igual que la colcha que estaba a sus pies.No había nada fuera de lugar en ese pequeño espacio, ni nada parecía librado al azar, la cuchara que le dio para comer era de plástico, como el vaso con agua. Y el plato de la comida era de un material para ser calentado en microondas. Nada con lo que se pueda cortar algo, o hacer presión.Intentó igual con la esposa de la otra mano, una, dos, tres veces. La muñeca le ardía, el dolor comenzaba a correrle por el brazo. De repente, comenzó a sentirse mareado, todo empezó a darle vuelta, los ojos se le cerraban. No aguantó más y se desmayó.

………

- ¡Hola!,¡Hola!, ¿Brenda?
Cuando Jorge Ramírez atendió su celular, Brenda no pronunció palabra, hizo un ademán de que cortaba, pero se frenó y siguió en línea.
- Sé que sos vos Brenda, me saltó tu número
- Deja en paz a mi familia- dijo finalmente con tono duro.
- Pero… que te pasa bombón, de qué me estás hablando. Yo pensé que me llamabas porque me extrañabas.
- Mire, no se haga el seductor conmigo. Lo conozco bien y lo llamo para advertirle que no utilice el poder que le otorga Roberto en la empresa para jugarle en contra a esta familia.
- Perdón, desde cuando comenzaste a tratarme de usted… y desde cuando los Vallejos son tu familia. Vos sos sólo una protegida de ellos. Y además, por lo que sé la única persona que hasta ahora a querido hacerles algún daño has sido vos. Yo también te conozco, y no me olvido de la vez que me necesitaste.
- Jorge, vos sos el que ha pedido la memoria, vos sos el que me ha necesitado, yo te salve! Brenda corto con furia. En su rostro se reflejaba la rabia que sentía. Se volteó hacia el cuarto de su amiga. Cuando giró la vio a Paula parada frente a la puerta mirándola fijo.

2 comentarios:

PRINCESA DE LA LOCURA dijo...

Necesito saber más cosas!!!!!!!!!!

arghh...me van a volver loca entre vos y atrapado en la oficina...

jajaja

Salu2!

EMPERADOR DE UNA MENTE SIN RECUERDOS dijo...

mmmmmmmm.... esto se pone mas y mas inquietante...

Ana, genial, como siempre...